Paseo histórico virtual por el Puerto de Los Ángeles
The California Petroleum Co. La Gente
La gente
Productos
Tendencias

Conozca las experiencias del puerto y a la gente que trabajó en esta instalación portuaria.

En su mayor parte, las operaciones en los atracaderos de petróleo se mantienen confidenciales y no se permiten visitas a las mismas sin el permiso de la compañía petrolera. Por este motivo, disponemos de muy pocas fotografías de los trabajadores del petróleo desempeñando sus tareas en las terminales. Además, a diferencia de otras terminales del puerto, eran pocos los trabajadores a los que se les asignaban turnos diarios ya que gran parte de las actividades se realizaban en la refinería o cuando un barco llegaba al atracadero.

Vista de buques tanques en los Atracaderos 171-173 (1928)
Vista de buques tanques en los
Atracaderos 171-173 (1928)


Los trabajadores del petróleo en las terminales petroleras del puerto están sindicalizados y en su mayoría afiliados al sindicato Oil, Chemical and Atomic Workers Union. Hay una unidad laboral en la terminal petrolera y la refinería que está compuesta de dos a cinco personas. Se forman estrechos lazos de compañerismo, lo cual permite que el equipo de personal trabaje sin problemas. El personal tiende a permanecer junto durante un año y luego se forma una nueva unidad. En años anteriores, los equipos y sus jefes se turnaban constantemente, con lo cual resultaba difícil entablar estrechas relaciones de trabajo, ya que los empleados a menudo no conocían a las personas con quienes se les asignaba trabajar en equipo.

Tanques y vías ferroviarias en los Atracaderos 171-173 (1928)
Tanques y vías ferroviarias en los
Atracaderos 171-173 (1928)


Antes de la década de los 60, las compañías petroleras establecían generalmente tres turnos de 8 horas para sus empleados: el turno de la mañana, el de la tarde y el de la noche. Tres empleados trabajaban en el turno de la mañana; uno se encargaba de las operaciones de la terminal, otro del arqueo de los productos livianos (por ejemplo diesel y gasolina) y el tercero se encargaba de todas las operaciones del muelle. Este último abastecía y limpiaba los muelles, examinaba las mangueras para evitar fugas y trabajaba en los barcos cuando éstos atracaban. Se asignaba a un empleado para el turno de la tarde y a otro para el turno de la noche. Durante los dos últimos turnos, el trabajador en cuestión era responsable de todas las operaciones que se realizaban en el muelle, incluida la de arquear el producto en los tanques y vigilar toda la instalación del muelle. Cuando llegaba un barco al atracadero, el empleado de turno llamaba a otros trabajadores de la refinería.

Siguiente

 

Atracadero 240 Atracadero 171-173 Atracadero 150-151 Atracadero 147